Una doble campeona entre sus afectos – Nota La Opinion – Rafaela

Mariela Delgado regresó a Rafaela luego de varios meses. La misionera que se formó deportivamente en el Club Ciclista fue gran figura de los Parapanamericanos de Toronto.

mdaf02

 

En pocos meses el nombre de Mariela Delgado se hizo mucho más frecuente en las secciones de deportes de los medios nacionales. Cuando se conoció que sería la primera deportista nacional en tomar parte en el mismo Juego Panamericano y Parapanamericano, la misionera formada deportivamente en Rafaela empezó a recibir llamados que hasta le parecieron exagerados.
“No te imaginás, no podía creer, pensaba ‘por qué tanto’. Y me llamaban, me escribían, y no podía a veces responderles a todos. Estaba sorprendida y me sobrepasaba por momentos, porque aparte no me gusta estar todo el tiempo con el teléfono conectada. Contestaba cuando podía, y espero que nadie se haya ofendido por eso”, cuenta Mariela con su habitual tranquilidad sobre esos días.
Los casi dos meses que estuvo en el país del Norte hicieron que se gane definitivamente un lugar entre las deportistas de ciclismo adaptado más importantes de América, luego de haber tenido en los Juegos convencionales una actuación meritoria, especialmente en la prueba de pelotón.
Después de haber visitado primero a sus familiares y amigos en Posadas, pasó esta semana por Rafaela. “Me quedan seres queridos en distintas ciudades, hay mucho que contar y quiero aprovecharlo”, reconoce.
De la primera experiencia en Toronto manifiesta que “en la pelotón de ruta pude completar la carrera corriendo en el mismo grupo. Fue un circuito duro, muy técnico en bajadas y subidas, contenta por eso”.
Pero lo que más se esperaba en cuanto a resultados era en los Parapanamericanos. “Ahí indudablemente había más expectativas de medalla. Por ahí venía más preparada para la pelotón, pero ese día corrí mal, son carreras y terminé segunda. Pero creo que eso me dio más fuerzas para después ganar las dos medallas de oro en la pista”, recuerda la posadeña, que pasó a tener la posibilidad de estar en ambas modalidades por un problema en un brazo, desde su nacimiento.
Mariela, acaso con la formación que le han inculcado Norberto y Daniel Capella, está lejos de conformarse. “Los tiempos fueron buenos en la pista, pero tienen que ser todavía mejores pensando en Río. Igualmente vamos bien, pero aún no está asegurada la clasificación para los Juegos Olímpìcos porque hay que seguir sumando puntos aunque estos Parapanamericanos nos pusieron bastante bien”, explica.

En cuanto a en qué selecciones o ámbitos se sintió más cómoda dentro de los equipos argentinos, reconoce que “son distintos. Por ahí estoy más ambientada al Parapanamericano porque es donde más estoy viajando, me siento más integrada. Se ve más compañerismo y se disfruta más. En los Parapanamericanos van todos juntos, en los Panamericanos se daba que muchos llegaban al momento de competir”.
En los próximos días Delgado estará retomando sus compromisos con el equipo continental femenino las Xirayas de San Luis, de cara al Tour 2016. “Van a ser carreras duras en San Luis, de montaña. De a poco estoy retomando el ritmo”, concluye para ir delineando un futuro que todavía puede ser mucho mejor.
http://diariolaopinion.com.ar/noticia/73235/una-doble-campeona-entre-sus-afectos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *